- Bandera pirata - ¿La piratería es ética?

¿La piratería es ética?

Juegos Linux - Bandera pirata - ¿La piratería es ética?Compartir contenidos y material protegido por derechos de autor genera fuertes debates. ¿La piratería es ética?

Introducción

En esta entrada quisiera ahondar en el concepto de «piratería» aplicado al contexto informático, analizar sus implicaciones éticas, diferenciar entre usos legítimos y no legítimos según una perspectiva ética y legal; así como argumentar las razones éticas para compartir material protegido por derechos de autor en determinadas circunstancias.

En nuestra naturaleza existe una tendencia biológica y cultural a adquirir, compartir y coleccionar aquello que nos gusta. Desde los albores de internet, las nuevas tecnologías han facilitado y promovido el intercambio de información. Ello ha generado un conflicto de intereses entre creadores, distribuidores y usuarios.

Juegos Linux - Bandera pirata situada en un mástilLos gobiernos y empresas no sólo dictan las leyes, sino también tu pensamiento.

¿Qué es la piratería?

Hace ya varias décadas, la industria engendró el término «piratería» para aludir al acto de compartir material protegido por derechos de autor. Cabe señalar que la elección de esta palabra no fue casual ni adecuada. Las grandes empresas del sector audiovisual tenían el afán de suprimir el intercambio de datos y de manipular la opinión pública al asimilar el acto de compartir con el de robar o saquear barcos. Ocurre algo similar con el constructo de «propiedad intelectual».

En su libro, «Software libre para una sociedad libre», Richard M. Stallman comenta su parecer sobre el concepto de piratería aplicado al contexto informático:

Los editores frecuentemente se refieren a la copia prohibida como «piratería». De esta forma, expresan indirectamente que hacer copias ilegales es éticamente equivalente a atacar barcos en alta mar, y secuestrar y asesinar a la gente que viaja en ellos.

Si no crees que la copia ilegal sea como secuestrar y asesinar, podrías no usar la palabra «piratería» para describirla. Expresiones neutrales como «copia prohibida» o «copia no autorizada» pueden utilizarse en su lugar. Incluso algunos de nosotros podríamos preferir utilizar una expresión positiva tal como «compartir información con tu vecino».

Juegos Linux - Piratería de softwareLa piratería de software tiene implicaciones tanto económicas como éticas y sociales.

Implicaciones legales de la piratería

En un sentido legal, la definición de piratería y las penas por infringir los derechos de autor varían enormemente entre países. Desde un primer momento, los usuarios y habitantes de a pie fueron excluidos de la ecuación y de la defensa de sus derechos como ciudadanos y consumidores.

Como activista por los Derechos Animales y defensor del software libre, acostumbro a incidir en la idea de que la legalidad establece lo permitido, no lo justo. Para analizar si la piratería es ética tenemos que estudiar cuáles derechos estaríamos hipotéticamente vulnerando o si tal acción resulta legítima por las condiciones abusivas y pactadas unilateralmente por las empresas creadoras y distribuidoras de contenidos.

En España, leyes como el «canon digital» está creadas por la industria para beneficio de la industria mediante la prevaricación del Gobierno y de los diputados involucrados en tales empresas. En nuestro país está permitida la copia privada y compartir sin ánimo de lucro. En Estados Unidos, por el contrario, la terrible fuerza de sus multinacionales impiden que los usuarios de estadounidenses puedan ejercer ambos derechos legales reconocidos en España.

Juegos Linux - Flechas de más y menosCada acción debe juzgarse a la luz de cómo afecta a otros.

Implicaciones éticas de la piratería

Para juzgar si compartir archivos es ético o no, hay que analizar cuáles intereses inalienables se está vulnerando por ambas partes. No sólo el usuario que comparte datos por internet tiene una responsabilidad ética, sino también los creadores y distribuidores oficiales de dicho contenido.

Existen consideraciones más allá de la economía. La sociedad, influenciada por los medios de manipulación de masas, suele enfocar este tema únicamente desde la disyuntiva entre si se paga o no se paga un producto.

La realidad es más compleja. Tal como sucede con el DRM, muy a menudo la única forma ética de defender nuestros derechos están en recurrir a la descarga ilegal o la eliminación de sistemas de seguridad, cuyo único fin es el de privarnos de libertades fundamentales reconocidos como consumidores.

Juegos Linux - Robo de contenidos con derechos de autor - Material protegidoUtilizar o compartir material protegido por derechos de autor no es éticamente un robo.

¿Cuándo es ético compartir contenidos? ¿La piratería es ética?

En esta situación se enfrentan dos intereses contrapuestos: la libertad de expresión —que incluye la transmisión de información por cualquier medio— y la explotación comercial de una obra por parte de un autor o conjunto de autores.

La explotación comercial es un interés derivado. Acontece, legalmente, mediante un contrato entre los poseedores de los derechos de autor y los intermediarios involucrados en su gestión y explotación lucrativa. Alguien que esté fuera de dicho contrato carece de legitimidad para obtener un lucro. Sin embargo, no puede haber un incumplimiento de un acuerdo por parte de quienes no figuran en una relación comercial.

Por su parte, la libertad de expresión es un interés inalienable y responde a la satisfacción personal de un deseo sin lucro, aprovechamiento o menoscabo de un tercero. Las empresas argumentan que compartir contenidos produce menoscabo por sí mismo. Este argumento no se sustenta porque:

  1. La ética juzga los daños reales, no los hipotéticos o potenciales. Hablar sobre la pérdida de compradores incurre en una falacia de la potencialidad, como sucede entre los detractores del aborto o entre los defensores de la mutilación genital en animales.
  2. Actualmente, la mayor parte de los contenidos que pueden adquirirse legalmente están colmados de DRM y, en definitiva, de mecanismos deshonestos con que coaccionar al usuario o inculcarle una dependencia hacia un sistema o plataforma.
  3. Si los creadores y empresas pretenden defender su explotación comercial, deberían valerse de nuestro sistema capitalista para encontrar formas de volverse más competitivos. Por el contrario, se convierten en juez y parte para imponer sus condiciones unilateralmente. El usuario debe pasar por el aro para es legal; o debe piratear contenidos para defender sus propios derechos fundamentales.

Básicamente, es ético compartir contenidos con otros usuarios mientras no exista ánimo de lucro ni ninguna intención nociva hacia terceras partes.

Juegos Linux - Fotografía ilustrativa de un pirataNo es justo pasar por cuchillo a todos los creadores y empresas. Apoya a quien lo merezca.

Debemos apoyar a los creadores honestos

Nuestro mundo no es todo blanco o negro. Todos podemos ser creadores de algo y tenemos el derecho de obtener beneficios económicos por nuestro esfuerzo.

Como usuarios y ciudadanos debemos hacer un esfuerzo por informarnos acerca del contenido en cuestión y valorar una serie de condiciones. Algunos criterios son subjetivos y otras un poco más objetivos:

  • ¿Es una obra magistral? Si ese libro, película o videojuego es excelente o maravilloso, deberíamos contribuir y recompensar el desarrollo y esfuerzo que tiene detrás.
  • ¿Quiénes están detrás? La calidad de un ente no viene determinada por sus autores, pero no tiene la misma implicación adquirir el contenido de un autor único, novel, o una pequeña empresa que comprar el producto de una multinacional.
  • ¿Su precio es razonable? Si tenemos los medios económicos para adquirirlo o consideramos que el factor calidad-precio lo deja en buen lugar.
  • ¿Tiene DRM? Si no es posible adquirir dicho contenido legalmente sin DRM, yo me lo pensaría dos veces como forma de protesta y reivindicación ante nuestros derechos como consumidores.
  • ¿Está traducido? En pleno siglo XXI resulta sangrante de determinadas empresas y desarrolladoras vendan su contenido en España, con un precio superior que en EE.UU, sin molestarse en traducirlo.

Juegos Linux - Vector de pingüino pirataLa defensa del software libre se relaciona con la lucha contra el DRM y muchas prácticas comerciales que tildan de «piratas» a quienes sólo tratan de defender sus derechos.

Conclusión

Poco importan las leyes o la presión que ejercen las empresas y medios de comunicación sobre la sociedad. Tenemos el deber de actuar con ética y coherencia, tanto para salvaguardar nuestros intereses como para no ser injustos con terceras personas.

Por mi parte, sólo descargo contenido protegido por derechos de autor para probar si me gusta o para tener una copia limpia —sin DRM u otro mecanismo de protección— de aquellos bienes que poseo legítimamente.

Yo he compartido y comparto material protegido por derechos de autor para poner en disposición de otros aquellos contenidos que vulneran nuestros intereses inalienables (p. ej. videojuegos con DRM eliminado) o que no pueden adquirirse legalmente de otra forma (p. ej. libros descatalogados).

A pesar de todo ello, en lo tocante al software libre y los juegos para GNU/Linux, conviene concienciarse sobre la conveniencia de utilizar y apoyar el desarrollo programas libres en lugar de piratear programas privativos. De esta manera, lejos de vulnerar el interés comercial de terceros, estaremos contribuyendo a mejorar los medios y las posibilidades de otros para crear sus obras.

Artículos relacionados
¡Derechos Animales ya! - Candado unido a un CD

El DRM y la violación de los Derechos Humanos

¡Derechos Animales ya! - Candado unido a un CD - DRMEl DRM es un candado digital que vulnera los Derechos Humanos. Infórmese y reivindique sus derechos.

Introducción

El DRM, su significado e implicaciones, es un asunto todavía desconocido para el grueso de la sociedad. Y, aun así, a la mayoría de quienes les suena este término desconoce los efectos del DRM a gran escala sobre el bien u objeto adquirido, su utilización legal, el tratamiento de datos personales vinculado al proceso de compra y uso, los intereses comerciales involucrados en ocultarlo y efectos psicológicos habidos entre los compradores de bienes con DRM.

En este ensayo, realizaré un análisis extensivo sobre qué es el DRM, cuáles son sus efectos y por qué su empleo, per se, supone una violación de los Derechos Humanos.

¡Derechos Animales ya! - Libre de DRMSímbolo de «DRM FREE», de la Document Foundation, traducido por mí al español.

¿Qué es el DRM?

El DRM es la sigla de Digital Rights Management (en español: Gestión Digital de Derechos). El DRM comprende un conjunto de prácticas y programas informáticos destinados a controlar qué hace o qué puede hacer o no un usuario con un objeto virtual. Dicho objeto puede ser, a su vez, un programa informático (p. ej: un videojuego) o un conjunto de datos almacenados (p. ej: películas, libros, canciones, etc.).

El DRM puede estar aplicado a cualesquiera de los elementos involucrados en la posesión y disfrute del objeto digital: impedir la copia de los datos e incluso impedir la lectura y uso legítimo de los datos de aquellas formas no contempladas en la licencia que el usuario o comprador ha tenido que aceptar previamente al pago.

En definitiva, el DRM tiene como el fin el control del usuario y de la utilización posventa de un objeto cuya propiedad intelectual descansa en quien lo emplea o en el intermediario que se ocupa de la venta del mismo.

¡Derechos Animales ya! - Licencia de uso ficticia de un DVDLicencia de uso ficticia que podría tener un DVD si se insertara en un antiguo Windows XP.

[Fuente de la imagen]

Tipos de DRM en juegos, libros, películas y otros medios

Puede haber tantos tipos y clases de DRM como ingenios humanos o formas de acceder a un determinado contenido digital. Enumeraré algunos comunes de acuerdo con mi propio criterio:

  • DRM de copia de un medio físico: Es el tipo de DRM más antiguo, frecuentemente llamado «anticopia». Consiste en la aplicación de un programa o encriptación particular que impide la copia de dicho medio (p. ej: un DVD) a otros dispositivos. Su ejemplo más famoso está en la películas y videojuegos vendidos en forma física. A menudo, este tipo de DRM se combina con técnicas de reconocimiento único.
    Por ejemplo, si alguien copia un juego de PS4 a otro disco blu-ray, la consola detectará que no es original porque los discos de videojuegos originales presentan sectores defectuosos que actúan como identificadores únicos. Ninguna grabadora normal puede reconocer o copiar patrones de «datos corruptos» sin el programa, cerrado y privativo, que emplea Sony para grabar y reconocer dichos videojuegos físicos.
  • DRM de manejo de un medio físico: Es un tipo de DRM que impide o limita el uso de componente informáticos adquiridos. Se presenta muy comúnmente en la industria de la impresión y en algunas pocas empresas que crean un ecosistema cerrados de dispositivos, como los productos de Apple. Entre estas prácticas se incluye impedir que una impresora pueda imprimir con cartuchos de tinta que no pertenezcan al fabricante o que limitan las funciones de iPhone si alguien sustituye la batería original por una que no pertenezca a Apple.
  • DRM de acceso al contenido digital: Es un tipo de DRM que impide cualquier acceso a los datos no comprendidos por el fabricante o plataforma de venta. Es el más común y diverso en nuestros días. Incluye prácticas como la de exigir la instalación de un cliente para descargar videojuegos comprados (p. ej: Steam), la instalación de un programa de lectura exclusivo de la plataforma (p. ej: Amazon, Apple iBook y Adobe Digital Editions) o un control basado en un servidor externo que obliga a tener conexión a internet permanente para hacer uso y disfrute del bien adquirido.
  • DRM de copia del contenido digital: Es un tipo de DRM que impide la copia del contenido comprado. Va siempre de la mano con otros métodos de acceso al contenido digital. Comprende prácticas destinadas a evitar la ingeniería inversa y la posibilidad de que el usuario pueda esquivar el DRM.
    La forma más común de este DRM se halla en los servicios en la nube (p. ej: Netflix) o en la absoluta imposibilidad de descargar un contenido comprado, para lo cual se fuerza a que el usuario deba acceder a ellos a través de un navegador o aplicación que se conecta con los servidores de la empresa o intermediario.

¡Derechos Animales ya! - Logo de Denuvo - DRM en videojuegosDenuvo es una tecnología de DRM creada para evitar la copia de videojuegos. Se ha convertido en una pesadilla para juegadores legítimos debido a que disminuye el rendimiento de los juegos originales.

Finalidades del DRM

Debido a que las formas de DRM más antiguas han tenido por objeto la evitación de copias no deseadas, el usuario promedio todavía cree, e incluso justifica la existencia del DRM, apelando a que evita la piratería o que es un mal necesario.

Los creadores de contenido sí suelen emplear métodos de DRM para impedir la copia y distribución no deseada de sus creaciones. En el mundillo de los videojuegos, hay incluso empresas o sistemas dedicados a la implantación de DRM anticopia, como el ejemplo conocido de Denuvo sobre videojuegos triple A.

Sin embargo, para los intermediarios o plataformas de venta, el uso actual y futuro del DRM no tiene como objetivo impedir la copia u utilización de bienes digitales. Empresas y plataformas como Steam, Amazon o Apple no buscan impedir masivamente que sus bienes vendidos sean pirateados. En absoluto. Ellos saben que no pueden impedirlo de ninguna manera. El propósito de tales empresas es la dependencia del usuario hacia su plataforma y su ecosistema de aplicaciones cerrado.

¡Derechos Animales ya! - Dependencia al alcoholAl igual que el alcohol, las plataformas como Steam, Apple o Amazon pueden generar dependencia hacia sus productos debido a la razón de su marca y de los productos ya adquiridos y coleccionados bajo estas plataformas de venta y emisión.

La dependencia psicológica y las adicciones

En una sociedad adicta a múltiples drogas, como el tabaco, el alcohol o la televisión, no cabe sorprenderse de que el DRM pueda ser usado como instrumento para fomentar la dependencia y adicción hacia una plataforma de venta. Los expertos en psicología saben perfectamente cómo lograrlo.

Si alguien compra un juego en Steam, un libro en Amazon o una película en Apple, por señalar algunos ejemplos típicos, se encuentra con que siempre necesitará un cliente de Steam, un lector de Amazon o un dispositivo de Apple para poder acceder a dichos contenidos. A menudo, tales empresas y plataformas buscan esconder en lo posible esta técnica de DRM para que el comprador no se dé cuenta del control absoluto sobre su bien adquirido hasta que intenta hacer algo con éste que no está avalado por el vendedor.

¡Derechos Animales ya! - iPhone junto a una tarjeta VISACualquier fotógrafo honesto que fotografíe productos de Apple debería siempre sacar en la escena una tarjeta bancaria. No en vano, los usuarios de Apple son exprimidos psicológicamente para dejarse el bolsillo en dispositivos, aplicaciones y accesorios de Apple como si no hubiera un mañana.

Un usuario de Apple se gasta 15000$ en contenidos digitales y descubre que, aun así, no le pertenece nada

Sucesos y ejemplos cotidianos hay por miles. Sin embargo, un caso grave y sangrante ejemplifica mejor los alcances draconianos del DRM y de las empresas que los practican. En este artículo de opinión, un usuario de Apple cuenta su terrible experiencia tras introducir un código de regalo, comprado en una tienda, para añadir créditos a su monedero virtual en iTunes.

Por desgracia, el usuario desconocía que dicho código ya se había usado con anterioridad. ¿El resultado? Apple creyó que este señor estaba practicando algún tipo de fraude y le cerró la cuenta. Al hacerlo, dejó inmediatamente de tener acceso a sus contenidos digitales adquiridos y descubrió que otras muchas funciones y aplicaciones de Apple no funcionan si no están vinculados a una cuenta que registre sus datos personales.

Tras un año de litigio, el usuario se pregunta cómo puede seguir confiando ciegamente en un servicio para el que el comprador no tiene derecho a nada ni aun habiendo comprado, supuestamente, un producto. Las políticas de Apple lo dejan bien claro: el comprador sólo obtiene una licencia de uso, no el propio contenido.

¡Derechos Animales ya! - Persona lee un libro electrónico en un Kindle de AmazonParafraseando al activista Luis Tovar, la mayoría de las personas «se mueven cotidianamente entre coordenadas de conveniencia, compasión, empatía, costumbre, legalidad, pero la ética propiamente dicha no es una guía en su vida». El grueso de la sociedad adquiere objetos y servicios que le entran por los ojos sin planificar ni considerar consecuencias futuras.

El miedo y el conformismo al saber que se perderá todo

Pero hay algo mucho peor: el comprador sabe —o se entera más tarde de— que si decide cerrar su cuenta o detener su uso, perderá automáticamente todas sus compras y bienes digitales adquiridos legalmente. De esta forma, cada compra se consigue que, psicológicamente, el comprador establezca la rutina de comprar determinados bienes o servicios en la misma plataforma.

El efecto psicológico es exactamente el mismo que en otras adicciones. De hecho, este uso del DRM es muy similar en su naturaleza a los DLCs abusivos y las «cajitas de botín» que proliferan como la peste en videojuegos de ventas mundiales. Con cada juego, libro o película comprados en una plataforma, el usuario siente el deseo de tener, poseer y acaparar más objetos que sumar a su colección y no escapa de la plataforma porque significaría, literalmente, perder todo su dinero y tiempo dedicado.

¿No nos recuerda esto al jugador adicto que sigue apostando en un casino para recuperar el dinero perdido?

De aquí pasamos al punto más importante de este ensayo.

¡Derechos Animales ya! - Deliberadamente defectuosoLogo y lema de la campaña «Deliberadamente defectuoso», del inglés «defective by design», un movimiento coordinado por la organización FSF y GNU.

El DRM supone una violación de los Derechos Humanos

Casi todas las formas de DRM están amparadas legalmente en los derechos de explotación del bien vendido y en la licencia de uso que el usuario acepta antes de la compra. Si bien, existen ciertas excepciones en determinados países.

No obstante, como repito hasta la saciedad en mi otro blog como activista por los Derechos Animales, que algo sea legal no lo convierte en justo o ético. Cuando hablo de Derechos Humanos, tanto aquí como en otros artículos, me refiero al concepto universal de derechos —protecciones y respaldos legales— que debiéramos tener ante determinadas prácticas abusivas.

El empleo e introducción de DRM a un contenido digital supone varias consecuencias que, todavía, no están debidamente tratadas en el marco jurídico. A saber:

  • El usuario nunca es propietario del contenido adquirido. El modelo de negocio tradicional (p. ej: cuando compramos comida) consiste en la venta de un bien o servicio, de manera que éste pasa a propiedad del comprador. Es decir, el comprador adquiere una licencia no exclusiva para disponer de objeto como desee y puede vender, prestar o ceder el objeto.
    Sin embargo, las licencias vinculadas a las prácticas de DRM dejan bien claro que el bien comprado no pertenece ni pertenecerá jamás al comprador. El usuario adquiere una licencia de uso, virtualmente permanente, para utilizar el objeto bajo las condiciones pactadas; sin que exista ninguna responsabilidad legal por parte del vendedor para que el bien comprado funcione, esté disponible o sea legible en un futuro.
    Si en algún momento desaparece Steam, Amazon o Apple, o el usuario opta por cerrar su cuenta para defender su privacidad en línea, todos los contenidos comprados en estas empresas dejarán tanto de existir como de estar disponibles. El usuario no tendrán nada porque nunca ha sido suyo.
    De cuando en cuando, sale en boca de jugadores conformistas el argumento peregrino de que, según Steam, si ellos cerraran dejarían descargar sus juegos sin DRM. Permitidme ser escéptico por no decir, directamente, que es un fraude a todas luces en vista de la dificultad o imposibilidad legal para hacer eso.
  • El usuario debe ser controlado y espiado para asegurar el cumplimiento del DRM. Todo DRM implica que el usuario debe estar identificado con cuenta —nombre y dirección de correo electrónico— y, en muchos casos, también deberá aportar una dirección física, correo postal, número de teléfono y tarjeta de crédito o débito.
    En la práctica, esto significa que toda transacción del usuario queda vinculada de por vida a una empresa que retiene sus datos y que le exige el cumplimiento perpetuo de unas condiciones no negociadas ni negociables.
  • El usuario es tratado como un criminal potencial y reprimido en apelación a posibles contingencias. En ninguna legislación puede condenarse a alguien por el hipotético riesgo de que cometa un delito. Las prácticas de DRM presentan la piratería como un hecho consumado y se escudan en ella para controlar a los usuarios. De hecho, la piratería es sólo una excusa para lograr la dependencia del usuario.
  • El DRM sienta las bases de nuevos modelos de negocio absolutamente despiadados. La universalización de las técnicas de DRM y su aceptación tácita por parte de la sociedad, como en otros casos, supone la transición desde un intercambio tradicional basado en la adquisición de un bien hacia una licencia de uso basado en el mero usufructo potencial de un bien. De esta manera, podemos llegar a un futuro cercado en que aquellos miembros con menos poder adquisitivo y político sean obligados a comprar licencias de uso en lugar de objetos físicos o digitales.
    ¿Nos imaginamos que, en lugar de comprar un coche, adquiriésemos el derecho de usarlo con fines privados durante un tiempo indeterminado? En la práctica equivale a un alquiler perpetuo y que el coche nunca es ni será nuestro. No se requiere, siquiera, echar a volar la imaginación. Servicios como Google Stadia requieren que el usuario pague una suscripción y, al mismo tiempo, una licencia para poder jugar cada juego en su plataforma. Doble pago y doble humo.

¡Derechos Animales ya! - Persona libre de esposasTodos podemos ser libres si así lo queremos. Justo lo mismo que digo a diario sobre la importancia de respetar a los animales y de ser veganos.

Conclusión

El DRM es un peligro real y una violación a los Derechos Humanos que apenas recibe atención mediática porque atenta contra los intereses de la misma industria encargada de «informar» a los usuarios.

Queda en nuestra mano reclamar nuestros derechos fundamentales como compradores y ciudadanos. Nuestra mejor baza está en rechazar diametralmente cualquier servicio en que uno nunca podrá poseer ni disfrutar plenamente y sin condiciones el bien adquirido. Carece de sentido quejarse o lamentarse si, después, se continúa usando servicios, plataformas o sistemas como Windows.

En este sentido cobra extrema importancia el uso y difusión del software libre. Hay programas maravillosos y conocidos, como VLC o LibreOffice. Así como herramientas de diccionarios y utilidades para escritores. Por mi parte, he escrito ya algunas entradas para acercar GNU/Linux a la gente mediante distribuciones generalistas como KDE NEON.

Sólo mediante nuestros actos, reclamaciones y reivindicaciones podremos defendernos ante este tipo de acciones. Una gran mayoría de la sociedad nunca se enterará ni se preocupará por ello. No obstante, si no defendemos nuestros derechos obrando con coherencia, nadie lo hará por nosotros.

Artículos relacionados

Juegos-Linux-Logo-de-Paradox-Interactive

Crítica a las políticas de Paradox Interactive

Juegos Linux - Logo de Paradox InteractiveParadox Interactive es una desarrolladora de videojuegos asentada en el nicho de los juegos de estrategia económica y militar. En esta entrada quisiera lanzar una crítica a las políticas de Paradox Interactive por sus políticas abusivas en cuanto a DLCs y otros aspectos muy mejorables.

Paradox Interactive: luces y sombras

Paradox Interactive es una empresa desarrolladora de videojuegos sueca con una larga trayectoria en un nicho de videojuegos muy particular. Entre sus productos destaca la saga de Europa Universalis, Crusaders Kings o Hearts of Iron. Y, más recientemente, han iniciado algunos juegos que pudieran convertirse en sagas, como Imperator Rome o Stellaris. En este artículo quisiera arrojar una visión general sobre los juegos de esta productora y verter una crítica a las políticas de Paradox Interactive por sus políticas abusivas en cuanto a DLCs y otros aspectos muy mejorables.

Descripción general de los juegos de Paradox Interactive

Todos estos juegos tienen en común un modelo basado en la estrategia económica y militar, en una vista 2D isométrica, con un estilo pausado y lento que requiere de una atención constante en los detalles. Cada entrega presenta características muy peculiares y diferentes por su enorme complejidad en lo referido a sus diversas posibilidades. Debido a la presencia preeminente de la aleatoriedad, podría considerarse, hasta cierto punto, que sus juegos son la adaptación de juegos de mesa al introducir eventos que condicionan la evolución de la partida.

Los gráficos no son el elemento principal ni primordial de sus títulos. Están cuidados y cumplen el papel de ofrecer una interfaz lo más amena posible para meterse en el papel que nos toca en cada juego.

La jugabilidad es relativamente compleja, pero fácil de dominar si se invierte el tiempo suficiente en comprender las mecánicas de cada título. Se basa en menús ordenados que ofrecen información sobre personajes y objetos relevantes para el título en cuestión. En general, cuando uno se adentra en los juegos de Paradox Interactive, puede manejar con mayor facilidad los distintos lanzamientos de esta empresa sueca.

La música cobra una especial relevancia en este género. Los juegos de Paradox destacan por una banda sonora presente en cada esquina, enérgica y casi épica, siempre en consonancia con la temática y la ambientación de cada título. Ciertamente, sin música serían menos estimulantes y monótonos con el paso de las horas.

Juegos Linux - Los DLCs de Paradox Interactive - Crítica a Paradox InteractiveTodo jugador debiera enjuiciar aquellas malas acciones en que incurren las desarrolladoras. Los DLCs de Paradox Interactive son meros agregados de contenido recortado a sus juegos. Se vuelve importante exponer una crítica a las políticas de Paradox Interactive porque este tipo de estrategias son cada vez más usuales en la industria de los videojuegos. Si nos importa el futuro de los videojuegos en GNU/Linux, no podemos permanecer de brazos cruzados.

Las malas políticas de Paradox Interactive

El grave problema Paradox Interactive radica en sus políticas tan usureras. A diferencia de otras empresas con unas políticas algo más ajustadas, Paradox sigue el patrón de sacar un juego cada cinco o seis años —en un estado que podría considerarse de beta— y doparlo con una o varias extensiones o DLCs anuales.

Resulta comprensible que cada empresa tenga sus estrategias. Nadie duda que soportar un juego a lo largo de varios años implica un costo abismal. Sin embargo, cabe señalar que desarrolladoras como CD Projeck han demostrado que la calidad de un título es mucho más valiosa que la cantidad. El ejemplo de «The Witcher 3» nos recuerda que es ciertamente viable sacar un juego cada lustro y ganar dinero sin incurrir en prácticas deleznables.

Paradox Interactive goza de una comunidad que, a mi juicio, adolece de una permisividad excesiva. Me parece muy dañino, de cara a los derechos y garantías de los consumidores, que el comprador sea, a veces, tan complaciente y corra a comprarse cada pequeña adición que ya debería venir incorporada. Se da el caso de que, como ocurre con otras compañías, Paradox Interactive lanza al mercado juegos sin el suficiente desarrollo previo y van creándolo y modelándolo según las críticas y sugerencias de su comunidad.

Puntos positivos

  • Juegos punteros, sobresalientes y singulares dentro de su género.
  • Es una de las pocas desarrolladoras que lanzan juegos nativos para GNU/Linux.
  • Música épica y llamativa.
  • Altas posibilidades de modificaciones (moding).
  • Partidas muy entretenidas tanto de un jugador como en multijugador.

Puntos negativos

  • Malas políticas de DLCs. Demasiada ansia de lucro. Incluso los añadidos cosméticos son caros. Si uno va comprando todos los DLCs de salida, puede llegar a gastar hasta 1000€ en un mismo juego.
  • DRM en la mayoría de sus juegos, excepto en los vendidos a través de GOG.
  • Traducciones horrendas, incompletas, con anglicismos y calcos idiomáticos demasiado graves. Hasta los fans realizan mejores traducciones y, en algunos casos, se vuelve necesario aplicar parches no oficiales para amenizar la experiencia de juego.
  • Inconsistencia en la evolución de sus juegos y altibajos muy acusados entre nuevas versiones. Las actualizaciones vuelven a menudo incompatibles las partidas guardadas o incluso modifican intensamente el sistema de juego. Exigen un constante reaprendizaje de las mecánicas.
  • Cierta indiferencia ante los errores señalados, alta demora en la resolución de problemas significativos y casos de censura ante las críticas vertidas en sus foros.

Conclusión

Merece la pena conocer y probar sus juegos si todavía no lo has hecho. A pesar de sus defectos, ofrecen una jugabilidad muy distinta a lo conocido tanto en juegos triple A como en juegos independientes. Los juegos de Paradox Interactive son obras excelentes empañadas por malas políticas en cuanto su desarrollo, traducciones y lanzamiento de DLCs. Los consumidores, tanto aquéllos que conocen y usan GNU/Linux como los que no, deberían ser más conscientes de los riesgos inherentes al DRM y, por extensión, de la ética para con el software.

Artículos relacionados

Logo-de-Linux

10 razones para usar GNU/Linux

Logo de Linux - 10 razones para usar GNU/Linux - Software libreSi todavía no has probado GNU/Linux, no sabes lo que te pierdes. Aquí te daré 10 razones para usar GNU/Linux y para conocer el software libre por tu seguridad y privacidad.

En GNU/Linux el límite lo pones tú

GNU/Linux es un conjunto de sistemas operativos formados por el sistema operativo GNU de Richard Stallman y el kernel Linux de Linus Torvald. Al ser software libre, los sistemas GNU/Linux permite a desarrolladores y usuarios crear y usar programas que respetan nuestra libertad, nuestra privacidad y que están enfocadas en nuestras necesidades reales.

En esta entrada quisiera explicar y justificar 10 razones para usar GNU/Linux si eres un usuario medio de Windows o Mac. Si te has planteado los graves problemas de privacidad y falta de ética de ambos sistemas operativos, es un buen momento para conocer algo diferente.

1) GNU/Linux es software libre

Los sistemas GNU/Linux son software libre. Esto significa que respetan las cuatro libertades del usuario propuestas por la licencia GNU GPL. Cualquier usuario es libre de ver, estudiar, investigar y adaptar el código y de usarlo, modificarlo y compartir sus versiones modificadas.

El software libre, cuando se licencia con la GNU GPL, tiene un carácter viral; pues cualquier mejora o contribución particular sobre un sistema o programa beneficia a toda la comunidad.

En lo tocante al usuario, que GNU/Linux sea software libre implica una mayor libertad, privacidad y seguridad. A desemejanza de Windows o Mac, el usuario de GNU/Linux sí puede saber qué hace el sistema por dentro.

Todo ello desemboca en una serie de argumentos éticos que cabe analizar.

2) GNU/Linux es fácil de usar

Hace una década era difícil instalar y manejar una distribución GNU/Linux. Hoy, por el contrario, existen distribuciones bellas, optimizadas y fáciles para usuarios novatos. Al igual que en Windows o Mac, cualquier persona con conocimientos básicos puede configurar su sistema, instalar programas y realizar sus tareas diarias. A lo largo de los años, las distintas distribuciones y sus respectivas personalizaciones han mejorado la experiencia general de escritorio y pulido la interfaz del usuario.

Una vez se le coge el tranquillo a GNU/Linux, llega a ser más fácil de usar que Windows o Mac. Y no sólo eso. En los sistemas privativos, el usuario apenas tiene control sobre el entorno gráfico y poco más. En GNU/Linux, todo el sistema te obedece a ti, presenta una personalización completa y siempre tendrás a tu disposición la consola de comandos —que debería llamarse «consola de órdenes» en español— para dar órdenes complejas y ahorrar tiempo.

La mala fama de que es un sistema para expertos ya no se sostiene. Si bien, parte de la culpa de esta creencia radica en que muchos desarrolladores y entusiastas de GNU/Linux parecen disfrutar complicando la manera de hacer las cosas y de presentarlas para darse a sí mismos un toque intelectual y esotérico.

3) GNU/Linux es (o suele ser) gratis

En nuestra sociedad, donde prima la inmediatez y lo gratuito, GNU/Linux destaca sobre Windows y Mac en que no tienes pagar ninguna licencia para usarlo. Esto podría parecer insignificable ante la existencia de versiones piratas de Windows y de programas como Microsoft Office, pero la diferencia está en que, en este caso, no se comete una ilegalidad ni se fomenta el monopolio casi esclavista de estas empresas.

Y, a distinción de ambos, si por un casual pudieses obtener una licencia gratuita de Windows o Mac, no por ello tendrías un pleno control de tu informática y privacidad. Las redes sociales son un ejemplo de plataformas gratuitas que se lucran a costa de nuestros datos personales. La mayoría de las distribuciones GNU/Linux son gratis y lo que es más importante: no espían, vigilan ni explotan a usuarios con fines comerciales. Pueden contener opciones de telemetría, pero siempre transparentes, desactivadas por defecto y claramente indicadas.

Alta seguridad de GNU⁄Linux - Privacidad del usuarioEntre las 10 razones para usar GNU/Linux está su alta seguridad y privacidad de cara al usuario.

4) Alta seguridad

Los sistemas GNU/Linux son los reyes indiscutibles de los servidores de todo el mundo. Esto, unido a su magnífica gestión de los permisos y de los programas en ejecución, significa que son sistemas optimizados para resistir ataques continuos y que brindan capas de seguridad extra frente a sistemas privativos enfocados únicamente en el usuario.

GNU/Linux no es inmune a todo ni es un sistema perfecto. En informática no existe la perfección. Sin embargo, su seguridad es muy alta, y el riesgo de virus y otro tipo de malware son escasos para los usuarios comunes. Y si uno está preocupado, existen antivirus libres —como ClamTk— que mejoran todavía más la seguridad y sin la necesidad de licencias, cracks que exponen tu privacidad ni de bajadas de rendimiento.

5) Alta personalización

Mientras que Windows o Mac imponen un diseño de marca, en GNU/Linux existen diversos entornos de escritorio a gusto del consumidor. Si no te gusta ningún entorno de escritorio en particular, puedes reemplazarlo. Aunque unos son más configurables y personalizables que otros, todos se adaptan a las preferencias del usuario. Para mi gusto, KDE Plasma es el mejor entorno de escritorio para GNU/Linux y uno capaz de ensombrecer al de Windows y Mac por su capacidad de personalización abrumadora.

Asimismo, un punto importancia radica en que las actualizaciones son opcionales y en caliente, es decir, en GNU/Linux nadie te fastidia en mitad de una tarea ni hay que reiniciar el equipo durante o después de una actualización. Hay distribuciones GNU/Linux que pueden pedir o recomendar reiniciar para instalar una actualización o después de hacerlo, pero esta función es opcional y programable.

6) Sin obsolescencia programada

Los sistemas privativos sólo tienen interés en ganar dinero, no tienen ningún tipo de ética social ni buscan ayudar a la comunidad. Por ello, no tienen reparos en lanzar sistemas mal optimizados para ordenadores antiguos o incluso en inflar las características necesarias para alentar la compra de nuevos equipos.

GNU/Linux consume bastante menos recursos que Windows y Mac. Y, en concreto, aquellas distribuciones pensadas para ordenadores antiguos permiten realizar tareas cotidianas con apenas un Pentium III y 512 MB de RAM.

Con GNU/Linux puedes devolverle a vida a un ordenador antiguo y conseguir cosas inimaginables: como convertirlo en una videoconsola.

7) Alta compatibilidad con hardware moderno

Hace años, hacer funcionar una impresora era un quebradero de cabeza. Ahora, en cambio, se puede conectar un mando de la PS4 o de la XBOX a un sistema GNU/Linux y tenerlo funcionando en segundos. La mayoría de las distribuciones son compatibles con hardware moderno.

Si bien, en caso de que esto sea una necesidad imperiosa, debe buscarse específicamente una distribución orientada al usuario multitarea o jugador (gaming). Por mi parte, recomiendo encarecidamente KDE NEON porque cuenta con todas las ventajas de Ubuntu en cuanto a soporte y compatibilidad y ninguna de sus desventajas. Otras opciones serían Kubuntu —un sabor oficial de Ubuntu— o las derivadas de Arch Linux, especialmente Manjaro.

En cualquier caso, la mejor manera de sacarle el máximo provecho a una distribución GNU/Linux es con hardware moderno. Carece de sentido cuando el usuario promedio instala GNU/Linux y le exigue a su ordenador de 15 años que muestre el mismo rendimiento que con Windows. No tienen ningún sentido.

Pingüino de Linux indioEl pingüino de Linux es un jugón. Entre las 10 razones para usar GNU/Linux está la de poder de disfrutar de cada vez más videojuegos sin depender de Windows o consolas.

8) ¡Puedes jugar a videojuegos!

Justo al contrario que hace apenas un par de años, los sistemas GNU/Linux constituyen hoy una herramienta fantástica e igual de adecuada para jugar a videojuegos. Cabe recordar que servicios como Google Stadia, y otros en la nube, funcionan con GNU/Linux.

En GNU/Linux pueden jugarse miles de juegos nativos y emulados, tanto desarrollados para Windows como de otras plataformas. Poco a poco, conforme el número de usuarios crece, el catálogo de juegos nativos van incluyendo no sólo juegos indies sino también juegos triple A. Jugar y descargar juegos para GNU/Linux nunca ha sido tan fácil.

9) Alta cantidad y calidad de software

Hoy en día, existen decenas de miles de programas para GNU/Linux que permiten hacer más del 95% de las tareas que uno haría en Windows o Mac. Para dar el salto sólo se requiere considerar dos puntos:

  1. Tendrás que aprender y acostumbrarte a usar software alternativo (LibreOffice por Microsoft Office; Gimp o Krita por Phostoshop; LibreCAD por AutoCAD, etc.) y sus formatos libres para evitar la dependencia y los errores derivados por los formatos cerrados de los programas privativos.
  2. Tendrás que aprender a hacer las cosas de otra manera. Por ejemplo, aunque pueden descargarse programas desde la web de sus autores para GNU/Linux —formato Appimage— como se haría para Windows o Mac, la manera más común y recomendable es descargar programas desde los repositorios de la propia distribución que se utilice. De esta manera se asegura una compatibilidad completa y se mejora el rendimiento.

En general, conocer los programas libres y usarlos sólo suele costar los primeros días. Si se tiene ganas de aprender y de salir de la zona de confort, luego quedarás muy satisfecho.

Todavía pulula el mito de que el software libre es inferior en calidad a pesar de la evidencia de casos como VLC —el reproductor líder en todo el mundo—, Firefox, Audacity o MKVToolnix. Y mucho más.

10) En GNU/Linux existe una comunidad envidiable

Otros sistemas cuentan con soporte empresarial que pueden o no atenderte. aunque en GNU/Linux también puedes pagar y contratar soporte técnico, existe una amplísima comunidad dispuesta a ayudarte en todo lo que necesites. Mientras mantengas una actitud cordial y ganas de aprender, otros usuarios y desarrolladores no dudarán en echarte un cable.

Así pues, no te lo pienses. Si quieres conocer un sistema libre, de alta seguridad y privacidad, no dudes en adentrarte en GNU/Linux. Por mi parte, recomiendo la distribución KDE NEON —o Ubuntu en su defecto— para tener un sistema fácil de usar y muy elegante.

No dudes en contactar por si puedo ayudarte en algo.

Artículos relacionados

PCSXR

PCSXR: Un emulador de Playstation libre

PCSXR - Emulador de PlaystationEl emulador libre PCSXR, bien configurado y con su BIOS configurada, es un programa magnífico para emular los juegos de la veterana Playstation.

¿Qué es PCSXR?

PCSXR, también llamado PCSX-Reloaded, es un emulador de Playstation libre, derivado del antiguo emulador PCSX. Es multiplataforma y una opción excelente para jugar a juegos de Playstation en sistemas GNU/Linux sin recurrir a emuladores privativos y, sin por supuesto, necesitar ninguna consola. En GNU/Linux también pueden jugarse juegos nativos. Puede descargarse fácilmente desde los repositorios de nuestra distribución. Que yo sepa, no cuenta —todavía— con una versión en Appimage.

Su interfaz, a fecha presente, no está en español. Si bien, su funcionamiento y uso resulta muy fácil. En esta entrada explicaré cómo configurarlo para hacerlo funcionar adecuadamente. Se trata de tan sólo dos sencillos pasos.

PCSXR - Configuración de plugins y BIOSVentana de configuración de los plugins y la BIOS del emulador PCSXR.

1. Configurar plugins y BIOS

En PCSXR, los plugins equivalen a los sustitutos del software de la consola. Resulta conveniente adaptarlo a nuestros gustos y atendiendo a las advertencias que aparecen en el propio programa. Los gráficos obtenidos pueden variar desde muy buenos a muy malos según cómo se configuren. En general, conviene dejarlos tal como vienen por decfectos o añadir algún filtro anisotrópico o de texturas para incrementar los detalles y las diferencias de color en pantallas modernas.

Si el audio diese problemas —a mí nunca me ha pasado—, existe la función de activar el modo de alta compatibilidad desde su propio menú de configuración. Si bien, su activación indebida puede causar molestos pitidos en otros juegos.

PCSXR incorpora su propia BIOS emulada. No obstante, aunque puede funcionar para muchos juegos, o en otros muchos impide la carga o genera errores en el guardado o posterior recuperación de partidas. Resulta aconsejable usar las bios originales de las consolas que hubiera ejecutado tales juegos. La BIOS europea es la que se muestra en la captura, la SCPH7002.bin.

La BIOS es software privativo y, en teoría, no se puede descargar desde una fuente que no sea nuestra propia consola. Sin embargo, huelga decir que todas las BIOS de Playstation pueden encontrarse en internet con relativa facilidad. Aquí facilitaré una descarga a un servidor externo, ajeno a esta web, en donde conseguirlas.

Para instalarla, basta con introducir los archivos en la carpeta señalada en el propio emulador o en aquéllas que nosotros configuremos. Cabe recordar que si introducimos las BIOS con el PCSXR ejecutándose, deberemos cerrarlo y volverlo a abrir para que las reconozca.

PCSXR - Configuración de la CPUVentana de configuración de la CPU para el emulador PCSXR.

2. Habilitar el intérprete de CPU

No entiendo por qué no viene activado por defecto. Pero el caso está en que, si no activamos el intérprete de CPU, el cual aparece en la opción «Enable Interpreter CPU» (indicada en la captura de pantalla), obtendremos una bonita pantalla en negro con cualquier juego que carguemos.

Una vez activado y hecho lo anterior, bastará con cargar cualquier juego de Playstation. Tal juego puede ser original o «pirata», y ejecutarse desde un lector de CD-ROM o como un archivo .iso o análogo creado por distintos programas grabadores de discos.

Con todo esto, PCSXR estará listo para revivir cualquier vieja gloria de Playstation. ¡Que lo disfrutéis!

Artículos relacionados